Bruxismo: causas y tratamiento

bruxismo causas y tratamiento

El bruxismo es una patología conocida comúnmente como la acción de rechinar de los dientes. Se puede producir durante el día o por la noche. El más frecuente es el relacionado con el sueño, y también el más difícil de controlar. Las personas que padecen bruxismo aprietan fuertemente los dientes superiores con los inferiores y los mueven de atrás y a adelante y viceversa, la mayoría de las veces de forma inconsciente. Esto produce el desgaste de las piezas. 

Hoy te contamos cuáles son las principales causas del bruxismo y cómo podemos tratarlo según tu situación.

Causas principales del bruxismo

Aunque cada caso en particular es distinto, actualmente, muchos especialistas  defendemos que una de las causas principales que originan el bruxismo apunta al estrés.

Aún así, además del estrés, existen otros factores que pueden contribuir a la aparición:

  • La alimentación
  • Los hábitos del sueño
  • La postura
  • La alineación de los dientes, especialmente si no es adecuada.
  • La incapacidad para relajarse.

Estas causas vienen acompañadas de unos síntomas bastante claros, como el dolor de cabeza, la sensibilidad muscular, molestia e inflamación en la mandíbula o sensibilidad a las cosas calientes, frías y dulces.

 

Tratamiento

Las terapias aplicadas a tratar el bruxismo están orientadas a la reducción del dolor, la prevención del desgaste de las piezas dentales y la disminución del rechinamiento de los dientes.

Las férulas de descarga son una buena opción que suele emplearse para evitar el bruxismo mientras el paciente duerme. Este método ayuda a prevenir los daños en los dientes y los problemas en la articulación.

Aún así, aunque son muy utilizadas, estas férulas no resuelven el problema y, aunque eliminen el dolor, si se dejan de usar éste volverá a aparecer.

Otras medidas que se pueden intentar son las siguientes:

  • Evitar los alimentos duros y los dulces.
  • Realizar ejercicios de relajación que ayuden a reducir el estrés.
  • Aplicar hielo o paños calientes en el área donde está localizado el dolor.
  • Masajear la zona afectada.
  • Dormir las horas recomendadas.
  • Beber mucha agua.

Como último recurso, podríamos optar por la cirugía pero esta será siempre nuestra última opción.

Si tienes cualquier duda,  ponte en contacto con nosotros sin ningún tipo de compromiso, ¡Te esperamos!

Combate la sensibilidad dental

sensibilidad dental consejos

La sensibilidad dental es un dolor intenso, de corta duración, en respuesta al frío, al calor o incluso al tacto en los dientes y las encías. Con la llegada del calor, la sensibilidad dental suele ser una patología que aparece de forma más habitual. Comenzamos a consumir alimentos y bebidas frías, que pueden provocar dolores cortos y agudos. Es por eso que hoy os contamos unos cuantos consejos para saber cómo podemos combatirla de la forma adecuada.

Consejos para tratar la sensibilidad dental

 

1.Reducir el consumo de ácidos

Para hacer frente a este dolor, es fundamental reducir el consumo de alimentos ácidos. Este tipo de alimentos, como los cítricos, el picante… pueden desgastar el esmalte de los dientes. Si los consumes, lávate los dientes inmediatamente después para tener una limpieza efectiva y una boca sana durante más tiempo.

2.Reducir el consumo de dulces y bebidas azucaradas

Es muy importante reducir el consumo de dulces o bebidas azucaradas. Estos productos favorecen la proliferación de bacterias, deteriorando las encías y dejando expuestas áreas sensibles de los dientes. Esto aumenta la posibilidad de tener problemas dentales en un futuro.

3. Evitar cepillar demasiado fuerte los dientes 

Si eres propenso a padecer sensibilidad, un cepillado demasiado fuerte puede desgastar tu esmalte y producirte irritaciones. Existen cepillos especiales que no son tan fuertes y cuyos filamentos son más suaves con los dientes y encías.

4. Evitar bebidas y comidas a temperaturas muy altas o muy frías

Las bebidas y comidas a temperatura muy alta o frías aumentan las posibilidades de padecer hipersensibilidad.

 

Si necesitas que te aconsejemos, no dudes en ponerte en contacto con nosotros y te ayudaremos encantados.

Higiene oral con Invisalign

consejos higiene oral invisalign

Ya son muchos los pacientes que optan por el tratamiento de Invisalign por sus múltiples ventajas y beneficios. La higiene oral con Invisalign es muy sencilla de mantener de forma adecuada. Estos alineadores son removibles, lo cual facilita realizar la higiene dental diaria. 

Hoy te contamos una serie de recomendaciones básicas para mantener la higiene de tus alineadores perfecta sin perjudicar a tu salud oral.

Limpieza de los alineadores Invisalign

Durante el tratamiento con Invisalign, no solamente es importante tratar de mantener las fundas en perfecto estado de transparencia. Debemos cuidar también la higiene de las mismas y de nuestra boca.

  • Un error muy común es limpiarse los dientes tras una comida y colocarse de nuevo las fundas de Invisalign sin haberlas limpiado previamente. La suciedad que se acumula en las fundas pasaría a nuestra boca, favoreciendo la aparición de enfermedades periodontales.
  • Cuando los alineadores son retirados, es conveniente lavarlos únicamente con agua fría y jabón. Nunca debemos cepillarlos con pasta de dientes, ya que podrían perder su transparencia. Aconsejamos cepillar los alineadores con jabón de pH neutro y un cepillo de dientes para poder acceder a los pequeños rincones.
  • Tampoco recomendamos sumergir los alineadores en enjuagues bucales. Estos no están diseñados para la limpieza de los alineadores. Además, es habitual que tras esta práctica los alineadores se tiñan y queden dañados.
  • También os aconsejamos que siempre que os retiréis los alineadores los recojáis en su estuche para protegerlos.

Higiene oral con Invisalign

La higiene oral con Invisalign, se centra básicamente en 3 puntos fundamentales:

  • Evitar comer con las fundas o alineadores puestos en boca.
  • Evitar bebidas que puedan teñir los alineadores, como el café, té, vino o refrescos con tintes. Es decir, debemos tener cuidado con cualquier bebida que no sea agua.
  • Evitar fumar.
 
Si tienes cualquier duda sobre cómo mantener tus alineadores de Invisalign en perfecto estado, no dudes en ponerte en contacto con nosotros y te atenderemos encantados.

 

Cuida tu ortodoncia desde casa

higiene oral ortodoncia

La higiene dental con ortodoncia es esencial, ya que aunque sea importante en cualquier momento, cuando llevamos una ortodoncia es más fácil que se acumule el sarro y es necesario también cuidar adecuadamente el aparato. Los cuidados dependerán del tipo de aparato que se lleve.

Aparatos removibles

El cepillado de los dientes, deberá realizarse una vez extraído el aparato de la boca. Es muy importante mantener el aparato en una caja mientras no esté en la boca, con el fin de evitar golpes u otras acciones que puedan deformarlo. Además, hay que limpiarlo a diario lavándolo con un cepillo y pasta de dientes. Si esto no se ha correctamente cabe la posibilidad de que se acumule sarro en el aparato y haga necesario sumergirlo en una dilución de agua y vinagre o con jabón antical. En tal caso, después habrá que cepillarlo y enjuagarlo muy bien para eliminar completamente la presencia de estos productos.

Aparatos fijos

El cuidado va más allá de una correcta limpieza de la boca, ya que hay que evitar introducir en la boca cualquier tipo de objeto o alimento que facilite que se despegue el aparato, que se puedan deformar los alambres. Esto incluye evitar determinados tipos de alimentos y cambiar la manera de comer otros:

  • Evitar comer frutos secos, chicle, caramelos, dulces y otros alimentos con alto contenido de azúcar.
  • Eliminar las bebidas con gas 
  • Cortar los alimentos en pequeños trozos antes de llevárselos a la boca y luego masticarlos con los molares. 

Por otra parte, en el caso de los aparatos fijos la higiene bucal ha de ser muy cuidadosa, ya que sus características facilitan la retención de placa dental y de restos de alimentos entre los dientes:

  • Cepillar los dientes inmediatamente después de cada comida, incluyendo la legua y el paladar. Si no puede hacerse, conviene enjuagarse la boca repetidamente con agua.
  • Detenerse especialmente en la zona en la que se unen los dientes a las encías.
  • Se recomienda limpiar un diente y el trozo de encía correspondiente y seguir este mismo sistema con todo ellos, prestando mucha atención a los espacios entre diente y diente.
  • El cepillado del bracket debe realizarse con suavidad: primero en la parte frontal y luego en la zona superior e inferior que está en contacto con los dientes.
  • Completar la limpieza con hilo dental ocupándose de las zonas más difíciles.
  • Utilizar pasta de dientes con flúor.
  • Cambiar de cepillo siempre que se compruebe que ha comenzado a deshilacharse.
  • Se pueden utilizar colutorios especiales para la ortodoncia.

 

Si tienes cualquier duda sobre cómo mantener tuna correcta higiene oral llevando ortodoncia, no dudes en contactar con nosotros y te ayudaremos sin compromiso.